Educación Financiera para Todos

English  |  Español

EN  |  SP

Si eres como muchos Americanos, te puedes dar cuenta que estás gastando más de lo que ahorras y como resultado te estás endeudando cada vez más. Esto es un hábito fácil y común en el que puedes caer, y necesitarás planificación cuidadosa y disciplina para revertirlo.

buying a home

El primer paso es preparar un presupuesto por medio de examinar tus ingresos y los gastos para determinar exactamente cuanto dinero ganas y como lo estás gastando. Una vez que tengas una idea clara de tu presupuesto actual, el desafío es encontrar en donde puedes gastar menos (o ganar más) para alcanzar tus metas financieras. Usa nuestra Hoja de Cálculo para Presupuesto y sigue estos pasos:

1. Cuestiona tus necesidades y deseos
Qué es lo que quieres? Qué es lo que de veras necesitas? Evalúa tu situación financiera actual y haz dos listas – una para necesidades y una para deseos. Cuando hagas la lista, pregúntate a ti mismo lo siguiente:

  • ¿Por qué lo quiero?
  • ¿Qué sería diferente si lo obtengo?
  • ¿Cuales cosas son importantes y esenciales para mi?

Cuando termines la lista, reevalúa cual califica como una necesidad antes de hacer cualquier compra que afectará tu presupuesto.

2. Establece directrices
Balancea tu presupuesto con los deseos y las necesidades estableciendo directrices claras. Si derrochas en una vacación, considera cortar otros gastos ese mes para compensar por ese gasto grande. Ve a esta Hoja de Cálculo para Presupuesto para tener una idea de cómo distribuir tu dinero para diferentes gastos.

3. Rastrea, Corta y Enfoca
Una vez que rastrees, puede que te sorprendas al descubrir que gastas cientos de dólares cada mes en comer fuera, entretenimiento u otros gastos discrecionales. Para reducir estos costos, enfócate en áreas en donde puedes cortar gastos. Recuerda que el reducir gastos es frecuentemente un enfoque más real que cortar completamente el gasto.

Compartir