facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo

Educación Financiera para Todos

English  |  Español

EN  |  SP

February 20, 2015

¿Se imagina haber alquilado una hermosa casa frente al mar a través de un sitio web confiable para llegar al sitio de vacaciones y descubrir que fue estafado?

Esta situación es el reflejo de miles de denuncias presentadas ante la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos (FTC) el año pasado en relación con los alquileres para vacaciones locales. La FTC informa que algunas víctimas perdieron dinero al transferirlo a delincuentes que se hacen pasar por dueños de propiedades. Otros, perdieron dinero a través de sitios web falsos similares a los sitios legítimos.

En la economía de hoy, donde compartir la vivienda se ha vuelto más popular, ¿qué pueden hacer los viajeros para protegerse de una diversidad de posibles estafas online? A continuación, algunas sugerencias:

Revise detenidamente los contratos de alquiler. Verifique la dirección de la propiedad de su interés con recursos físicos, como por ejemplo, la oficina de turismo local o la principal inmobiliaria de la comunidad. Al hablar con la oficina de turismo, pregunte si ha habido denuncias específicas con respecto al servicio de alquiler que usted consultó o si hay otros recursos más confiables y posiblemente más asequibles a dónde acudir para alquilar en la localidad.

Sea cauto con las fuentes. Los propietarios legítimos pueden recurrir a avisos clasificados gratuitos, impresos o en línea, para ahorrar dinero, pero es importante que revise muy atentamente toda publicación gratuita. Confirme también con un representante personalmente, para cerciorarse de que el sitio sea legítimo.

Compare con los precios de alquileres en el área aledaña. Puede ser tentador aprovechar de inmediato una buena oferta, pero la FTC advierte que los alquileres y otros servicios de vacaciones muy por debajo del precio de mercado en la comunidad podrían ser un indicio de estafa. Verifique los precios de los alquileres y otros servicios relacionados en la comunidad antes de hacer una reserva. Teniendo en cuenta el ejemplo anterior, no confíe sólo en internet. Tome el teléfono y converse directamente con un representante.

Consulte la ley de licencia para ocupación transitoria en la ciudad de destino. Las licencias de ocupación transitoria regulan las propiedades que se alquilan a huéspedes por periodos de 30 días o menos, generalmente. Llame a la ciudad de destino y obtenga detalles sobre la ley de licencia de ocupación transitoria y, si es posible, confirme el registro de la propiedad que tiene en vista. Solicite al propietario una copia de su licencia de ocupación transitoria y fíjese si la ciudad posee la misma licencia, para corroborar que concuerden. Consulte a la ciudad también si han presentado denuncias sobre la propiedad que tiene en vista.

Tenga cuidado con las estafas de phishing. Esté atento a los estafadores por email o teléfono que se hacen pasar por empleados de negocios de confianza –están en busca de su información bancaria o crediticia. Si recibe emails o llamadas telefónicas solicitándole realizar pagos anticipados, comuníquese con el sitio web original para confirmar su reserva y la política de pago. Recientemente, el sitio de viajes Booking.com tuvo que indemnizar a más de 10 000 clientes de EE. UU., Reino Unido, Francia, Italia, Portugal y EAU que fueron víctimas de una estafa de phishing.

Siga las recomendaciones. Las recomendaciones personales de familiares y amigos pueden garantizar una transacción segura. Si conoce a alguien que haya viajado o alquilado una propiedad recientemente, pregúntele qué empresas o personas le recomendarían.

Informes de fraude. Informe a la policía local de su destino vacacional, a la oficina local de Better Business Bureau y a la FTC. Al regresar a su hogar, informe a la policía local o a la oficina de protección al consumidor del procurador del estado para ponerlos en conocimiento de este delito cibernético en particular, en caso de que haya hecho la transferencia de dinero desde su estado de origen.

Para concluir: La ciberdelincuencia crece a la par de los alquileres para vacaciones online. Sea cauteloso y proteja su información de pago al cerrar tratos de alquiler online.

Compartir


Este artículo proporciona información general y no debe considerarse como asesoría salud, legal, fiscal o financiera. Lo más conveniente es consultar con un asesor fiscal o financiero para obtener información específica acerca de la manera en que las leyes tributarias aplican para usted y para su situación financiera en particular.

Compartir